50 Comments

  1. says:

    21 noviembre, 2011 at 09:47

    Ooooooole
    La ultima vez que me puse a caramelizar cebolla estuve 5 horas…
    Probare la nueva técnica…
    Ya has probado la zanahoria de Enrique?? Jiji

  2. Curro says:

    21 noviembre, 2011 at 23:27

    Me da igual que con Rajoy ya no nos podamos casar: te adoro!
    Es la mayor aportación hecha nunca a la cocina desde la cuchara de palo.

  3. says:

    22 noviembre, 2011 at 09:38

    Yo para hacer cebolla caramelizada echaba bastante aceite (que luego retiraba) y me tiraba más de una hora al fuego.
    ¿De este modo no necesito NADA de aceite?
    Gracias.

  4. says:

    22 noviembre, 2011 at 10:36

    ¡Te has pasao!

    Te admiro por tu frikismo y pasión por la casquería y cortes poco nobles, peeeeero ¡tengo un PERO!: como defensor del esencialismo coquinario y de los ritmos naturales, me niego a acelerar un proceso que lo único que necesita es tiempo. Tiempo que utilizo sirviéndome una copa de vino (ni te cuento lo que sería que me la sirvieran), cortando un poco de queso, salchichón, poniendo esto a cocer, aquello a gratinar… ¡no, no, no!, me niego, me gusta darle vueltas a la cebolla mientras se hace poco a poco, le lleve lo que le lleve.

    Eso sí, estoy convencido de que lo que hagas con ella estará @derechupete 😛

    Una lástima no poder vernos mañana, ¡joder!

    ¡Un abrazo!

    • says:

      22 noviembre, 2011 at 18:16

      Hombre, hombre!! por mucho que me guste concinar hay veces que el tiempo aprieta y más cuando se trata de caramelizar cebollas. A lo mejor todo es cuestión de probar – que en 20 minutejos tienes por lo menos para una copa de vino y una tapita de queso

  5. Savinio says:

    22 noviembre, 2011 at 15:02

    Excelente truco, gracias por compartirlo con nosotros. El jugo de cebolla debe estar muy bien para sopas y cremas. A probarlo.

    Ezkerrik asko

  6. pau says:

    23 noviembre, 2011 at 09:29

    me encanta tu blog, y sobre todo que los hombres se interesen por la cocina, hoy mismo prepararo la cebolla, pra hacer la lengua de ternera en salsa me encanta gracias

  7. says:

    23 noviembre, 2011 at 09:56

    Eso pasa por vivir en una ciudad tan graaaande. Aquí el tiempo va a otro ritmo, malo para unas cosas, bueno para caramelizar cebolla.

    Espero tu visita para que lo compruebes in situ. Ah! y hasta que no comience el verano, dispongo de una casita en la playa. Así que ya sabes, estás invitado.

  8. says:

    23 noviembre, 2011 at 10:15

    Pues me encantaría – pero lo tengo difícil con mi novia trabajando los sábados… bueno aunque quizás en la semana del 5 de diciembre me podría hacer una escapada. Te mantengo informado por mail. Un abrazo y gracias por la invitación! 😉

  9. says:

    23 noviembre, 2011 at 18:49

    Hola Íñigo,

    Lo primero de todo: enhorabuena por este frikiblog que acabo de descubrir y que me está haciendo flipar!!!

    Y lo segundo… ¿con el uso del bicarbonato no queda algún tipo de resto sápido en los alimentos? ¿no se nota nada? y ¿el sabor es el mismo que cuando lo caramelizas a fuego lento?

    Muchas gracias crack!!!

  10. says:

    23 noviembre, 2011 at 21:33

    Buenas, es muy interesante y funciona bastante bien. Llevo tiempo queriendo hacer un post comparando el efecto de bicarbonato, azúcar invertida (que no he probado aún) sobre plancha y soplete en la carne. A ver si saco el rato y te cuento.

    Saludos,
    Pablo

  11. onions says:

    18 diciembre, 2011 at 17:09

    Lo acabo de probar, y creo que me he pasado de bicarbonato.
    La cebolla me ha quedado demasiado amarilla y tenia un sabor diferente algo salino, eso si, en un periquete estaba pochada.
    Lo volveré a intentar
    Gracias

  12. JOSEP LLORDES says:

    9 enero, 2012 at 12:55

    Impresionante , voy a probar hoy mismo. Tu crees que puede funcionar para caramelizar cebollitas francesas enteras?

  13. says:

    18 enero, 2012 at 11:08

    Oh, sin duda, lo mejor de este mes, leyendo El cocinero Fiel, ha sido encontrar tu blog entre los comentarios.

    Seguidora a partir de ya.

    Un saludo.

  14. says:

    28 enero, 2012 at 20:59

    Una cosa, veo que no pones en ninguna parte azúcar, estoy perdida, quiero cebolla caramelizada, y con esta técnica consigues que sea dulce?

    Gracias, seguidora tuya por el comidista

  15. says:

    30 enero, 2012 at 23:20

    Ya no te digo la crema de calabaza que hice con la reducción del jugo de la cebolla y un poco caramelizada ésta…… Hasta los que no son de sopas o verduras, se la comieron estupendamente y ¡repitieron!. Un día, cuando saqué mi blog (no se cuando será) pensaba poner a Mafalda también, por que soy muy de caldos y sopas, pero viendo tu blog, vas ser que no.

    ¡¡¡Gracias!!! Me acabas de abrir un mundo…

  16. says:

    10 noviembre, 2012 at 20:21

    […] Para ello vamos a emplear un ingrediente que seguro tenéis olvidado en algún estante o cajón de vuestra cocina, el bicarbonato sódico, este ingrediente nos ayudará a potenciar con notas aún más dulces y caramelizadas nuestras cebollas. El proceso es sencillo, es una técnica básica en la química que consiste en acelerar el proceso reduciendo la acidez de la cebolla (aumenta su PH) con un producto alcalino como…. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *